Monóxido de Carbono: un «ASESINO SILENCIOSO»

EL MONÓXIDO DE CARBONO.

Es un gas inodoro, incoloro, insípido y no irritante, que se produce por la mala combustión del gas natural, la leña, el carbón o la nafta; y que en altas concentraciones puede generar la muerte en minutos.

Unas 1.666 personas se intoxicaron en el país por inhalación de monóxido de carbono (CO) durante el 2016 y se estima que al menos 200 mueren cada año por esta causa. Son todos casos que se pueden prevenir si se toman acciones como controlar por un gasista matriculado los artefactos y ventilar los ambientes.

El relevamiento, surgido del Sistema Nacional de Vigilancia de Salud del Ministerio de Salud de la Nación indicó que gran parte de los casos corresponden a Ciudad Autónoma y provincia de Buenos Aires, a las que le siguen Mendoza, Neuquén, Córdoba y Tucumán, que suman 455 casos.

Según un relevamiento realizado por Ente Regulador de Gas (EnerGas), los accidentes por intoxicaciones por CO son producidos en un 87 % por calefones, 8 % por calefactores y 5 % por cocinas.

RECOMENDACIONES PARA TENER EN CUENTA 

Recordar que está prohibido el uso de cualquier artefacto que no sea de tiro balanceado en dormitorios y baños. 

Apagar estufas por la noche, y cuando no sean realmente necesarias. 

• NUNCA usar hornallas de cocina y/o el horno como forma de calefacción. 

• Hacer revisar todos los años -por un gasista matriculado- las estufas, estufas catalíticas y las pantallas infrarrojas y las salidas al exterior de calefones, termotanques y calefactores de tiro balanceado. 

• Verificar que no estén obstruidos los conductos o rejillas de ventilación. Un simple espacio por donde circule y se renueve el aire, es fundamental y puede salvar una vida. 

• No usar braseros o estufas a querosén para calefaccionarse. Si no puede evitar usarlas apáguelas y retírelas del ambiente, antes de acostarse. Es preferible abrigarse con más ropa.

SÍNTOMAS COMUNES DE INTOXICACIÓN 

  •  Dolor de cabeza 
  •  Náuseas y vómitos
  •  Mareos
  •  Debilidad
  •  Cansancio y/o pérdida de conocimiento

ANTE LOS PRIMEROS SÍNTOMAS 

  •  Retirar a las personas que se encuentran en el lugar contaminado 
  •  Abrir puertas y ventanas 
  •  Mantener los ambientes ventilados

En todos los casos, concurrir al hospital más cercano: el tratamiento adecuado evita complicaciones y secuelas que pueden aparecer varias semanas después.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *